9 de marzo de 2009

Ábaco


Miren ustedes, mi nombre es Santos y soy el profesor que ha de impartirles este curso de Informática. En honor a la verdad si yo, honradamente, expusiera ante ustedes todos mis conocimientos de informática y, lo que es más, se los desglosara de modo que todos vieran con la misma clarividencia que yo todas las nociones que les expusiera, este curso duraría un cuarto de hora como mucho. Sin embargo, y dado que el currículo del ministerio tiene previsto para estas enseñanzas de Introducción a la Informática una temporalización de cuatro meses, nos remontaremos, cómo no, al uso del ábaco.

2 comentarios:

Piel de letras dijo...

¡Gulp!
Honestidad a rajatabla.
Por otra parte, el ábaco es un buen principio.

Agarimos

Lan dijo...

Hace 25 años las clases de informática eran así o, al menos, podían haberlo sido si el profesor hubiese dicho la verdad.
Saludos.