9 de agosto de 2016

Siempre

Desde el piélago tranquilo de tu amor siempre siento que me acaricia la luz de tu mirada, tu cuerpo siempre me acoge con la brisa tibia del calor canela de tu piel, tus labios me embelesan, como siempre, con el roce sutil que me envía tu sonrisa en la distancia. Y disfruto cuando me quieres contar lo que ya sé, como si temieras siempre que lo hubiera olvidado. Y, por años que pasen, siempre sé que los dos tememos perder siempre lo que siempre hemos tenido. Y ambos queremos que ese siempre, que no existe, nos mida al menos el tiempo de la vida.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

*Carallorum, muchacho...cómo me fascina cuando lo más intimista lo descubres y lo cuentas...
Y es que si esas son tus declaraciones, bien sabe ella lo mucho que la sientes.

:No es la única que te he leído tan buena, tan estupenda; pero si yo me expreso mediante otras formas del arte que por buril y punta seca saco; tú, una vez más, me dejas fascinado por tanto qué cuentas, por tanto qué sientes y que rozas por profundo misticismo del mejor...y un potosí.
)Formidable es poco.

*por no decir, hostias

Saludos

Lan dijo...

Bueno, hombre, bueno. Me dejas sin palabras.
Muchas gracias, Anónimo.

Ángeles dijo...

Es un texto precioso y emocionante, señor Lan.

Las palabras y las ideas parecen bordadas con el mismo esmero y primor que las flores en un mantón. Y hasta me parece que la palabra "siempre" fuera la aguja que las va tejiendo.

Te felicito, y voy a leerlo otra vez.

Lan dijo...

Gracias, Ángeles. Quise una foto bonita, en la que las flores del mantón destacasen sobre ese fondo negro que es el "siempre", al que tanto temor tenemos muchos.

Conxita Casamitjana dijo...

Bonito ese uso del siempre en un texto delicado, tienes razón que esas palabras tan absolutas dan un poco de miedo pero en este caso tiene que ser siempre así.
Saludos

Lan dijo...

Debería de ser siempre así, Conxita. Pero repara en que el uso de la palabra "siempre" suele ser siempre un atrevimiento.
Saludos

Zeltia dijo...

"siempre"
que palabra, eh?

A mí me gusta mucho: "como si temieras siempre que lo hubiera olvidado"

Lan dijo...

El fuego de dos velas que se iluminan mutuamente a la par que se agotan en los días y en la fragilidad.
Gracias, Zeltia.

Anónimo dijo...

:)
Es linda la plenitud. De esas cosas que no se olvidan. Y por durar duran lo que deben. Pero JAMÁS se van. Ya sabes querido amigo, que el "siempre" y el "jamás" son así, como si dijéramos casi compadres.
Ayer justamente recordaba que extraño mucho sentirme plena... pero no he olvidado lo que se siente, y por el momento, con eso me basta.
Apapachos

Lan dijo...

Pero, hombre, si es mi doñita la Señora del Desierto.
Sólo por la sorpresa que me has dado te voy a mandar a los mariachis para que te ronden y te piropeen.
Apapachos a la recíproca.

Anónimo dijo...

La misma que viste y va "descalza", aunque se le quemen las "paturrias".
Gracias por los mariachis, "Papo Sarvi" (ya sabes que ese apelativo que te regaló el Colás, me divierte mucho)
Voy a ponerme al corriente, que me he perdido de muchas lecturas. Pero muchas muchas muchas.

Lan dijo...

Papo, Descalza, pues ojalá te agraden.

Anónimo dijo...

(entendido y anotado)

Lan dijo...

Qué bien, cuando se entienden las cosas sin explicaciones.
Apapachos.